Humanización del Parto

El movimiento de mujeres y el feminista casi nunca han tocado el tema del embarazo, el parto y la maternidad, como si tuviéremos derechos siempre cuando no esperamos un bebé. Durante el embarazo pertenecemos a la industria de la medicina, el médico es quien conoce todo. Quedarnos pasivas e ignorantes ante “el que sabe y manda” sobre nosotras mismas. El silencio del movimiento de mujeres y feminista transmite una sumisión hacia esa forma de violencia que sufrimos tantas mujeres en el embarazo, parto o la maternidad.

Para las activistas por la humanización del parto, esto ha sido una gran frustración. Muchas madres, después de haber sido víctimas del maltrato hospitalario en el parto, entienden que la experiencia de dar a luz es muy significativa. Para muchas, sin embargo, el sufrimiento queda como una herida muy profunda que las acompaña por todo la vida y, según algunas investigadoras, las marca de una manera permanente y pueden sentirse mal consigo mismas, con su auto-confianza destruida o lesionada. Para casi todas las mujeres los recuerdos de parir son muy vívidos y las historias que cuentan son tristes y dolorosas.

Categorías: Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s